MundoAsistencial RSS twitter Google Plus facebook Youtube subscripción por email

Epilepsia

nuve de palabras relacionadas con la epilepsia
Nuestro sistema nervioso es el encargado de recibir las múltiples sensaciones y estímulos del exterior, procesarlas y brindar respuestas. En los humanos el sistema nervioso también permite el razonamiento, la memoria y múltiples habilidades complejas. El cerebro ocupa un lugar destacado como órgano central dentro del sistema nervioso central, sin el cual no podríamos comprender nuestro entorno y comportarnos como seres humanos.

La epilepsia es un trastorno del sistema nervioso central que se caracteriza porque la persona presenta convulsiones que producen cambios en el comportamiento habitual de la persona y/o movimientos anormales por un periodo de tiempo.

Las crisis de epilepsia pueden tener una amplia expresividad, siendo simple crisis de ausencia en algunas personas, que duran algunos minutos durante los cuales la persona pierde el estado de conciencia y no responde al llamado ni otros estímulos.

En cambio, las crisis de epilepsia habituales se presentan bajo la forma de convulsiones, en donde la persona no responde, parte de su cuerpo o todo presenta movimientos anormales. La convulsión en general dura unos pocos minutos, durante la cual la persona puede vomitar y presentar abundante saliva por la imposibilidad de deglutir. Algunos pacientes con epilepsia tienen una sensación previa antes de presentar una convulsión, fenómeno denomina aura, lo que les permite prepararse de la mejor forma.

SÍNTOMAS Y CAUSAS

La crisis de epilepsia es el primer síntoma que aparece en la persona, lo que determina que se estudie para buscar posibles causas de la enfermedad. Las causas de epilepsia van desde accidentes cerebro vasculares de rápida recuperación, traumatismos en la cabeza, toma de medicamentos, infecciones en el sistema nervioso central, anormalidades en los vasos sanguíneos que irrigan el cerebro u otro trastorno que no modifica otro aspecto del funcionamiento mental.

La lista de alteraciones que pueden producir la enfermedad epilepsia es muy amplia, las cuales deben buscarse en cada persona. Las personas que padecen epilepsia no tienen alteradas otras funciones mentales como el razonamiento, la memoria y la inteligencia que son completamente normales.

El médico valorará en cada paciente y situación particular que estudios son necesarios como forma de buscar posibles causas de epilepsia para llegar un correcto diagnóstico. Hay que tener en cuenta que algunas de las causas que determinan episodios de convulsiones como malformaciones no pueden ser resueltas actualmente por la medicina moderna.

En otros casos no se logra encontrar una causa única y exacta que explique la presencia de epilepsia, siendo necesario igual iniciar un tratamiento.

Dentro de los estudios para clínicos que puede solicitar el médico se encuentran tomografía encefálica, resonancia nuclear magnética y fundamentalmente electro encefalografía. Este último estudio mide las ondas cerebrales de forma permanente, permitiendo registrar como se comporta el cerebro al momento de una crisis de epilepsia, incluso algunas incluye grabaciones en video del comportamiento del paciente. Algunos de los resultados que puede brindar permitir confirmar el diagnóstico de epilepsia, situación que favorecerá la paciente, por saber la patología que padece.

Existen luego estudios para clínicos en sangre para lograr una mejor perspectiva del padecimiento de la persona, que deberán ser indicados en cada caso.

Nunca es una buena noticia enterarse que se padece una enfermedad, pero en caso de tener convulsiones u otro tipo de crisis de epilepsia saber el padecimiento permite evitar las complicaciones. Una persona epiléptica y su familia deben recibir acompañamiento médico calificado para lograr los mejores resultados del tratamiento para evitar las crisis. Existe grupos de pacientes con epilepsia que brindan apoyo psicológico y emocional, si se requiere se podrá concurrir a un psicólogo que podrá brindar orientación en este proceso de aceptación de la enfermedad.

TRATAMIENTO

Los tratamientos para la epilepsia varían dependiendo de la causa que la determina. En el caso de tener un tumor cerebral, una malformación sanguínea o una infección dentro del sistema nervioso central, la misma puede tratarse por métodos quirúrgicos y la toma de medicamentos. La situación debe ser valorada en cada paciente en particular, tomando en cuenta la frecuencia y el tipo de crisis de epilepsia que presente.

Existen medicamentos para la epilepsia que permiten controlar y disminuir las crisis, especialmente las convulsiones. Los medicamentos se toman vía oral y son muy fáciles de ser manejados por el mismo paciente, los mismos son muy efectivos. Al inicio del tratamiento anti convulsivo se debe hablar con el paciente y su familia, porque se demora un tiempo en que se inicie el efecto esperable de los medicamentos.

Algunos medicamentos para las convulsiones no pueden mezclarse con otros, razón por la cual, el paciente debe informar siempre lo que toma en toda situación que lo amerite. Cuando se inicia el tratamiento oral para la epilepsia en general se lo seguirá por largos periodos de tiempo incluso toda la vida, pero en algunas situaciones podrá disminuirse la droga, suspenderse o cambiarse según el criterio médico. Se debe cumplir la indicación médica al pie de la letra para lograr los mejores resultados en el tratamiento de la epilepsia.

Algunos tipos de epilepsia mejoran con el paso de los años, situación que permite dejar de consumir los medicamentos para prevenir convulsiones luego de varios años sin presentarlas.

El otro aspecto del tratamiento para la epilepsia lo constituye la modificación de algunos hábitos, debiendo realizar una alimentación saludable y equilibrada, descansar adecuadamente y evitar situaciones de estrés. El consumo de alcohol debe evitarse en toda persona que padezca epilepsia porque disminuyen el efecto de los medicamentos para evitar las convulsiones.

El objetivo del tratamiento es lograr controlar las convulsiones, permitiendo que la persona lleve una buena calidad de vidas sin la presentación de crisis de epilepsia. La persona debe estar informada completamente de la enfermedad que padece al igual que su familia. Es recomendable que tenga un brazalete que informe que es epiléptico para que pueda obtener la mejor atención médica de manera rápida y oportuna, al igual que un registro de los medicamentos tomados habitualmente. Además la persona con epilepsia debe controlar sus crisis para realizar trabajos que impliquen un cierto nivel de riesgo, es deseable que no maneje ni opere máquinas en su ambiente laboral.

Frente a una convulsión el entorno de la persona debe saber como actuar, lo fundamental es evitar que sufra golpes en la cabeza tanto contra el piso u objetos cercanos. Sostener la cabeza fuertemente durante la convulsión es la mejor herramienta para evitar los traumatismos. No se debe insertar nada en la boca, nunca los dedos como forma de mantenerla abierta. Si la persona vomita se deberá colocar de costado. Desde el inicio se debe solicitar ayuda médica porque se desconoce el tiempo que durará el episodio de movimientos anormales.

Las crisis de epilepsia no se pueden tratar pero si se pueden controlar gracias a los avances de la medicina. Contar con apoyo médico calificado y de confianza son pilares fundamentales que junto al paciente y su familia permiten obtener la mejor calidad de vida. Un paciente epiléptico con un tratamiento eficaz puede llevar un estilo de vida normal.

VÍDEOS

Vídeo explicativo sobre la Epilepsia

La Epilepsia y como tratarla, por el Dr. Cormillot

Qué hacer y cómo actuar frente a un episodio de epilepsia

Comparte el conocimientoShare on Facebook16Tweet about this on Twitter2Share on Google+1
Etiquetas: ,


Escribe una respuesta


MundoAsistencial se reserva el derecho de moderar los comentarios. Los comentarios que utilizen palabras soeces, insultos, ataques directos, descalificativos y spam serán eliminados.